martes, 19 de junio de 2007

Otro intento de golpe de la derecha al movimiento social, ahora por HSBC en contra del Peje.

La derecha ya no sabe ni qué hacer con el movimiento de la Convención Nacional Democrática y con su líder, Andrés Manuel López Obrador, no les ha bastado con el cerco político que han tejido a su alrededor, el mismo PRD se siente ensombrecido por el carismático tabasqueño y elegido presidente legitimo por la CND, algo como el gobernador en rebeldía de Chiapas, Amado Avendaño en 1994.

La misma derecha ha tratado por todos sus medios de cerrarle puertas en los medios de comunicación al movimiento obradorista y convencionalista (de convención democrática), la guerra mediática no es sólo contra López Obrador, todos los días en los noticieros de la Ciudad de México, hay comentarios para desprestigiar al gobierno local por permitir tantas manifestaciones sociales en contra del gobierno federal.

Como es sabido, en México no hay cabida para las opiniones divergentes del status quo, las grandes cadenas mediáticas han ocupado el espacio radiofónico, impreso y televisivo, evitando con el apoyo de los gobiernos del PRI y ahora los del PAN, que existan espacios para otras propuestas ciudadanas, baste ver la Ley Televisa y TV Azteca, que recientemente la Suprema Corte de Justicia de la Nación echó para atrás por considerarla anticonstitucional, y el asunto de fondo es que las cadenas televisivas querían beneficiarse eternamente de las señales y de las grandes prerrogativas que les da la Secretaria de Hacienda para no pagar impuestos a pesar de sus ganancias millonarias.

Los esfuerzos ciudadanos, a pesar del cerco mediático, han establecido estrategias en Internet y los conocidos pot cat´s, desde donde transmiten y circulan información que no se escucha en la radio comercial y mucho menos se mira en TV Azteca y Televisa. Uno de estos esfuerzos es La verdad sea Dicha, un proyecto ciudadano a favor del gobierno legitimo encabezado por Andrés Manuel López Obrador y de las manifestaciones sociales en contra de la política neoliberal, y en el que se muestra un periodismo diferente, militante y crítico de la derecha gubernamental.

Como la derecha, a pesar de sus esfuerzos, no ha podido detener las protestas en contra de Felipe Calderón, ni la gran movilización nacional de los simpatizantes del Peje, ahora se han visto en la necesidad de acudir a los banqueros para que les apoyen en cerrar el camino a López Obrador, a la CND y a los esfuerzos ciudadanos de informar con otra mirada.



La semana pasada le llegó al Peje una carta del banco HSBC, donde el movimiento ciudadano tenía una cuenta para hacerse llegar donaciones voluntarias de miles de ciudadanos que apoyan y confluyen en la lucha por una nación más justa, más democrática; estas donaciones sirven para financiar las giras del Peje, la credencialización que existe a nivel nacional, la producción del programa La verdad sea Dicha y otra serie de gastos del movimiento ciudadano.

Esta carta daba a conocer la cancelación de dicha cuenta, según HSBC, “por no convenir así a sus intereses”, ¿cuáles son entonces sus intereses que sí les convienen? La cuenta costó mucho esfuerzo darla a conocer, y como no pudieron detenerlos por el cerco político, ni por el informativo, ahora se fueron por la vía de intentar descapitalizar al movimiento.

Hay que recordar que este banco, HSBC, no es la primera vez que cancela una cuenta bancaria de un movimiento social, ya lo hicieron recientemente con el EZLN, hace casi dos años, una carta igual le llegó a Enlace Civil, ONG creada por el EZLN para hacerse de fondo, que vía donación de ciudadanos del mundo, utilizan para financiar sus proyectos autonómicos, como la construcción de clínicas, escuelas y otros proyectos.

HSBC se llamaba Bital hace algunos años, ese mismo banco fue rescatado por el gobierno federal, dicho rescate costó a los contribuyentes millones de pesos para sanearlo y después prácticamente regalarlo a la iniciativa privada nuevamente, pero ahora bajo el nombre de HSBC; el antiguo propietario Carlos Cabal Peniche, fue acusado de fraude, antes del rescate bancario, y quien pisó sólo unos días la prisión en México, por que en Australia donde lo detuvieron estuvo más tiempo que en nuestro propio país. A pesar de haber desfalcado a miles de ahorradores y usuarios de créditos, quienes vieron perdidos sus dineros sin que la federación les restituyera el dinero, mucho menos se hiciera justicia, pues el banquero viven alegremente y en libertad.

Este banco cuenta también con los servicios y secretos nacionales del ex Secretario de Hacienda, Francisco Gil Díaz, quien forma parte, a pesar de las críticas, del Consejo de Administración; HSBC se distingue por su mal servicio, por su discriminación de los usuarios, por ejemplo, en San Cristóbal de las Casas los indígenas tienen que hacer largas filas, pero si usted es blanquito lo hacen pasar a una fila de servicio rápido.

Existen miles de denuncias del mal servicio de está institución financiera, nada más chequen este portal en Internet: http://www.apestan.com/cases/banco-bital-hsbc-guadalajara-jalisco-mexico_2877.html; aquí muchos usuarios han abierto un espacio para la denuncia sobre las transas y malos tratos que en este banco se dan todos los días.


Ahora los banqueros, con HSBC, juegan su guerra sucia en contra del movimiento ciudadano, ¿al servicio de quién están?; sus intereses son con la derecha, eso nadie lo puede dudar hoy, por ello el sentido de las cartas mencionadas a Enlace Civil hace casi dos años y ahora al Peje, quieren asfixiar al movimiento, pero por lo que se mira ni con eso lo van a lograr, por eso lector, yo que usted mejor guardaba mi dinero en una caja de ahorro o bajo el colchón, va a estar más seguro, no va a recibir malos tratos, no van a ganar los banqueros de HSBC con su dinero más dinero que el que han logrado y por supuesto, no corre el riesgo de que un día llegue una carta diciéndole que su dinero y el uso que usted le de, no va con sus intereses y sin más le cierren la cuenta.

PD: por cierto, hay en Internet cualquier cantidad de denuncias y de notas periodísticas que dan cuenta del robo que se nos hizo con su rescate y del mal servicio que ofrecen estos potentados venidos a más en el sexenio de Ernesto Zedillo, usted sólo tiene que buscar por Cabal Peniche y Bital o por HSBC, verá la de fraudes que están haciendo con su dinero..





No hay comentarios: